Manuel Pérez-Carro, secretario general de Froet: “España se ha convertido en el paraíso para las empresas rumanas, lituanas o búlgaras”

El secretario general de Froet, en una imagen de archivo.

El secretario general de la Federación Regional de Organizaciones Empresariales de Transporte de Murcia (Froet), Manuel Pérez-Carro, ha publicado recientemente un artículo en la página web de la asociación en el que asegura que “España se ha convertido en el paraíso para las empresas rumanas, lituanas o búlgaras y donde cada día proliferan más las empresas buzón”.

El texto gravita sobre las diferencias existentes entre los diferentes Estados miembro de la Unión Europea, que no han traspuesto al mismo ritmo la Directiva Comunitaria sobre desplazamiento de trabajadores, que debería estar incorporada a las respectivas legislaciones nacionales desde junio de 2016, pese a que algunos países, como España, aún no ha llevado a cabo esta tarea.

Ante esta situación, que Pérez-Carro califica como “cachondeo”, cada integrante de la UE aplica la directiva “a su manera. Unos exigen su cumplimiento tanto en el transporte de cabotaje, es decir, el transporte interior realizado por una empresa extranjera, como en el internacional con origen o destino en ese país y otros, solo cuando se realice cabotaje”.

Según afirma en su artículo el secretario general de Froet, “lo mismo ocurre con la justificación exigida que acredite que la empresa abona el salario mínimo de ese país a los conductores que transitan por el mismo, como el documento de acompañamiento, nombramiento de un representante, desglose de los conceptos retributivos, tramitación de la documentación correspondiente etc. y, por supuesto en formularios redactados en el idioma del país que lo exige”.

En cualquier caso, el directivo de Froet reconoce que es ciertamente complicado aplicar la Directiva Comunitaria sobre desplazamiento de trabajadores al transporte de mercancías por carretera. “No es lo mismo desplazar trabajadores para construir una fábrica que el caso de los conductores desplazados para la realización de un servicio internacional”, subraya Pérez-Carro.

En cualquier caso, la situación ha llegado a un nivel tal que el secretario general de la patronal murciana considera que “ha llegado el momento en el que el sector tiene que dar un puñetazo en la mesa. Esto no se puede consentir. ¿Qué está haciendo el Gobierno de España que ni siquiera ha traspuesto la directiva?”, se pregunta un indignado Pérez-Carro, que llega a afirman que “Europa se parece cada vez más a una casa de putas”.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *