Los opositores al Paquete de Movilidad insisten en los perjuicios medioambientales de la norma

Los países opositores al Paquete de Movilidad pretenden volver a discutir sus efectos negativos en el seno del Parlamento Europeo.

La Comisión Europea encargó dos estudios, impulsados por la comisaria de Transportes, Adina Valean, para analizar los impactos del Paquete de Movilidad y la obligación del retorno y las cuotas de cabotaje en dos aspectos concretos, el medioambiente y la congestión.

Aunque se han adoptado algunas de las medidas incluidas en el Paquete de Movilidad, sus críticos insisten en que, en general, los resultados de los estudios sugieren que la obligación del retorno de los vehículos a su base y las cuotas impuestas al cabotaje probablemente tengan efectos negativos sobre la actividad de transporte y el medio ambiente.

También se ha señalado un posible choque entre el nuevo reglamento y el plan Green New Deal de la UE, ya que el requisito de que los camiones regresen a su base de operaciones de forma regular, probablemente implique una mayor producción de CO2 y ponga en peligro los objetivos ambientales de las agendas de los Estados miembros. Según los estudios, el incremento de emisiones en el transporte por carretera podría situarse entre el 0,8 y el 4,6 por ciento. También se fijan unos daños asociados a los efectos negativos de unos 25,9 millones de euros.

Según Transport Intelligence, analista británico del mundo del transporte, combinando los resultados de los dos estudios realizados se podría llegar a generar hasta 3,3 millones de toneladas adicionales de emisiones de CO2 al año, lo que es comparable al valor total de las emisiones de transporte de un año en Estonia. También podrían generar hasta 704 toneladas de óxidos de nitrógeno (NOx) y 251 toneladas de partículas.

En base a los resultados de estos dos estudios (uno de ellos recientemente finalizado) representantes de la Comisión pretenden reabrir un nuevo debate con los Estados miembros, el Parlamento Europeo y las partes interesadas sobre los posibles caminos a seguir, basándose en los datos y las conclusiones de los dos estudios.

Comparte en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *