La empresa Emdipa celebra su 30 aniversario en pleno proceso de crecimiento

Emdipa 30 aniversario
La flota de la compañía madrileña alcanza ya los 50 vehículos, la mitad de ellos pesados.

La empresa de transportes Emdipa celebra este año los 30 años de historia. La compañía, cuya sede central se encuentra en Madrid, afronta el futuro con optimismo tras haber registrado en 2015 un incremento de la facturación del 6% frente a 2014 y prever una subida porcentual en la misma línea que el año pasado para el ejercicio que acaba de comenzar.

La compañía tiene su sede central en la capital de España, donde dispone de unas oficinas de 200 metros cuadrados de oficinas más otros 500 destinados a almacén. La presencia física de la empresa se completa con las oficinas de Barcelona y Vitoria, ambas con 60 metros cuadrados de superficie.

La plantilla de Emdipa se sitúa ya en los 68 empleados, 50 de los cuales trabajan como conductores y el resto está destinado en las diversas oficinas. Por su parte, la flota de vehículos alcanza ya el medio centenar de unidades, la mitad de ellos pesados y la otra mitad ligeros.

El gerente de Emdipa, Sergio Jiménez, no duda en rememorar para Todotransporte los profundos cambios que ha vivido el transporte a lo largo de estos treinta años, cómo se ha pasado «de un listado escrito para llevar las cargas a sistemas de gestión informatizados, de ir en busca de cabinas de teléfono al seguimiento por GPS y comunicación continua, de furgonetas con poco mas de 50 cv y cuatro velocidades, sin aire acondicionado, a 150 cv y con todo tipo de facilidades y comodidades, camiones lentos e incómodos a las naves espaciales que parecen ahora, de hojas de registro a tacógrafos digitales, pero sobre todo de viajar atravesando fronteras y distintas monedas a cruzar Europa sin parar. Esto, para quien no lo haya vivido, es difícil de imaginar».

Como no podía ser de otra manera, desde 1986 hasta la actualidad ha habido tiempo más que suficiente para atravesar momentos más y menos complejos. «Hemos pasado como todos muchas dificultades», recuerda este empresario, «la crisis de 92, la del 08 y ahora la que se está pasando han dejado al sector tocado, pero nunca hundido. Han nacido muchas empresas y otras lamentablemente no han sobrevivido, pero de todo se aprende, y quiero agradecer sobre todo a ese alto número de transportistas autónomos que nos han acompañado en este recorrido y que sin ellos este pequeño sueño de alguien que un día pensó que las cosas se podían hacer distintas, no hubiese sido posible».

 

Comparte en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *