CCOO pide la declaración de concurso culpable del Grupo Buytrago

El cierre de Buytrago dejó en la calle a unos 900 trabajadores.
El cierre de Buytrago dejó en la calle a unos 900 trabajadores.

Comisiones Obreras (CC.OO.) ha presentado una serie de alegaciones ante la Administración Concursal, el Ministerio Fiscal y el Juzgado de lo Mercantil número 7 de Madrid con el objetivo de solicitar la declaración de concurso culpable de la empresa matriz del Grupo Buytrago (Transportes Buytrago Andalucía, S.L.).

El objetivo de las alegaciones presentadas por el sindicato pasa por hacer extensiva esa “culpabilidad” a “todas las demás empresas del grupo y a la patrimonial ANYLU, en concordancia con la condena solidaria ya dictada por la sala de lo Social de la Audiencia Nacional y por la que se le hacía responsables de los salarios y las indemnizaciones de las trabajadoras y trabajadores de todo el grupo Buytrago a los que dejaron sin empleo”.

En opinión de los responsables del sindicato, “concurren suficientes y sobradas razones y causa de prueba, conforme a lo dispuesto en la Ley Concursal, que amparan esta solicitud de culpabilidad”. Por ello, la central sindical han presentado las mencionadas alegaciones, que se centran en demostrar que “los dueños decidieron cesar la actividad, de manera sorpresiva y fraudulenta, sin ni tan siquiera haber solicitado preconcurso de acreedores”.

Según afirman desde CC.OO., con este repentino cese de actividad “se negó cualquier posibilidad de viabilidad, machacando y deteriorando los activos de las distintas empresas de Buytrago”, y por tanto “menoscabando las posibilidades futuras de cobrar las deudas a los acreedores y aumentando las mismas”.

Afirman además fuentes del sindicato “que las situaciones concursales solicitadas con posterioridad a la decisión de cierre empresarial lo han sido en fraude de ley, sobre todo la utilización de la figura del preconcurso, reservada a conseguir acuerdos que permitan la viabilidad de un proyecto empresarial, y que evidentemente no era posible, tras la decisión de dejar de servir a sus clientes, principal activo de una empresa de servicios”.

“Promiscuas y poco documentadas relaciones mercantiles”
Y es que para el sindicato, las citadas “situaciones concursales” se han solicitado con el objetivo de poner orden en los papeles de un grupo empresarial”, que tal y como posteriormente quedó demostrado en una sentencia de la Audiencia Nacional, “tenía unas amplias, promiscuas y poco documentadas relaciones mercantiles”.

El escrito de alegaciones presentado por CC.OO. carga contra el Consejo de Administración de la compañía, a quienes acusa de protagonizar “un evidente y deliberado retraso en la presentación del concurso, agravando con ello la situación de la empresa” a pesar de conocer “el supuesto mal estado” de las cuentas de la sociedad.

Todos los elementos detallados en párrafos precedentes hacen que Comisiones Obreras considere que “no existe ninguna duda de que existen suficientes y diferentes motivos en los que sustentar una culpabilidad, que trasciende más allá a lo meramente mercantil que ha de resolverse en el mismo concurso de acreedores”.

Y recuerda el sindicato que los más de 900 empleados que formaban la plantilla de Buytrago en el momento de la disolución de la compañía no han cobrado “apenas nada”, pese a que “entre salarios e indemnizaciones” a los trabajadores les corresponden “más de 47 millones de euros”.

Los trabajadores aún sufren las consecuencias
Además de estas negativas consecuencias económicas, los extrabajadores de Buytrago han sufrido otros perjuicios como consecuencia del “cierre patronal ilegal”. Entre ellos destacan los problemas que los empleados de la compañía han tenido a la hora de intentar generar su situación de desempleo ante la Administración por el hecho de que la compañía no ha cumplido “con la responsabilidad empresarial de devolver prestaciones”. Por otro lado, la Seguridad Social “está negando derechos de jubilación anticipada y de convenios especiales a mayores de 55 años”.

Por ello, los responsables de CC.OO., que culpan de esta situación tanto a los empresarios responsables de Buytrago como a las Administraciones del Estado competentes en la materia, manifiestan su “apoyo a las trabajadoras y los trabajadores de Buytrago, contra la situación de indefensión en la que se les ha colocado”.

Y destacan los responsables del sindicato que Comisiones Obreras “mantendrá el pulso donde y ante quien haga falta, para que finalmente se les pueda resarcir, al menos económicamente, así como en cuantos derechos correspondan por la situación que les generó las injustificadas decisiones empresariales”.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *