«La demanda se recuperará más rápido de lo que mucha gente cree», avanza Thomas Hilse, presidente de Iveco

«Hay buenos programas gubernamentales en marcha para apoyar la recuperación y la perspectiva general entre nuestros clientes es principalmente positiva», apunta el presidente de la marca Iveco.

Thomas Hilse llegó a la presidencia mundial de Iveco en otoño, poco después de la presentación del nuevo S-WAY, fabricado en España para todo el mundo, y antes de anunciarse el acuerdo con Nikola para producir y comercializar camiones eléctricos y de hidrógeno. En esta entrevista concedida a Todotransporte, el directivo muestra su confianza en la recuperación del mercado, no escatima elogios hacia el S-WAY e insiste en la fortaleza de la empresa y en la viabilidad de su apuesta por el gas natural.

A la hora de estimar los efectos que tendrá la crisis derivada de la pandemia sobre la demanda de vehículos industriales, Thomas Hilse comenta que «va a depender claramente de la evolución de la pandemia, pero todos esperamos que los efectos sean a corto plazo. Las empresas de transporte de mercancías por carretera y los fabricantes de camiones se han visto masivamente afectados por la crisis de Covid-19, pero creo que la demanda se recuperará más rápido de lo que mucha gente cree. Hay buenos programas gubernamentales en marcha para apoyar la recuperación y la perspectiva general entre nuestros clientes es principalmente positiva».

La brutal revolución tecnológica que afronta la industria de automoción en lo referente a los sistemas de propulsión y su papel en la lucha contra la contaminación y el cambio climático son asuntos que no quedan fuera del análisis del directivo, que tiene claro que «hoy en día, la única solución disponible para el transporte de larga distancia de bajas emisiones es el gas natural. Es la única tecnología madura, el Iveco S-WAY NP GNL ofrece la autonomía suficiente para las misiones de larga distancia, y la red de distribución ya cubre las principales rutas de transporte europeas y está creciendo rápidamente».

Al mismo tiempo, argumenta que «el GNL es también una tecnología puente hacia el hidrógeno azul producido a partir del metano. Y esta tecnología está aquí para quedarse, porque la red que se está estableciendo para que el GNL reemplace al diésel es una gran base para acelerar la disponibilidad del hidrógeno azul, que a su vez será reemplazado por el hidrógeno verde. Pero está absolutamente claro que dentro de diez años habrá más opciones para los camiones pesados: no será sólo diésel, o sólo hidrógeno, o sólo GNL. Habrá diferentes soluciones en Europa, dependiendo de las diferentes aplicaciones de los clientes y del enfoque del balance energético que adopten los diferentes países».

Por otro lado, la posibilidad de que el futuro depare fusiones o acuerdos entre marcas no queda fuera de la extensa entrevista publicada con el presidente de Iveco en nuestra edición de julio-agosto. «Conviene señalar que somos el quinto mayor fabricante de vehículos comerciales en Europa, tenemos una muy buena presencia en América Latina, donde estamos ganando cuota de mercado, y somos fuertes en África y en el Oriente Medio. También tenemos una asociación muy exitosa en China», relata, para añadir que «Iveco es, por lo tanto, una marca internacional y un actor global. Desde el punto de vista de las operaciones, como Vehículos Comerciales y Especializados contamos con más de 20 plantas de fabricación en todo el mundo, incluyendo empresas conjuntas, y casi el mismo número de centros de investigación y desarrollo. Por lo tanto, tenemos un tamaño y una presencia adecuados así como las ventajas tecnológicas para seguir siendo competitivos en el mercado y hacer frente a los próximos desafíos de la industria de forma independiente».

DESCARGA AQUÍ LA ENTREVISTA ÍNTEGRA CON THOMAS HILSE

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *