Irizar hará una preserie de su camión eléctrico a lo largo de 2020

El ieTruck cuenta con cabina baja y una capacidad de carga de entre nueve y 16 toneladas en la configuración de tres ejes.

Como ya adelantó Todotransporte hace más de tres años, el primer fabricante español de autocares, Irizar, prepara el lanzamiento al mercado de su propio camión eléctrico, denominado ieTruck. El vehículo -actualmente en fase de pruebas en las que participa también FCC– será construido en la planta de producción de Irizar e-Mobility, la compañía especializada en la fabricación de vehículos eléctricos perteneciente al Grupo Irizar.

En una entrevista concedida a Todotransporte con ocasión de la publicación de nuestro Especial País Vasco y Navarra, el director general de Irizar e-Mobility, Héctor Olabegogeaskoetxea, explica que las demostraciones del ieTruck ya comenzaron en 2019 y será en este 2020 que ahora comienza cuando la compañía empiece a hacer una preserie. Posteriormente, Irizar e-Mobility tiene previsto “hacer una transición hasta lo que será nuestro volumen de venta natural”. Una venta que, por cierto, se articulará a través de los distribuidores de Irizar e-Mobility, que serán los encargados de desplegar toda la actividad de venta y posventa del ieTruck.

Olabegogeaskoetxea pone en valor su colaboración con FCC a la hora de desarrollar el ieTruck, para cuyo diseño los técnicos de la entidad guipuzcoana partieron “de una hoja en blanco” y preguntaron mucho. Una vez conocidos los requisitos de la empresa de servicios, Irizar e-Mobility se lanzó al desarrollo de “un vehículo que responde a esas necesidades y que además es perfectamente válido para trabajar en otras aplicaciones relacionadas con las Smart Cities”, relata el director general de Irizar e-Mobility.

El resultado es un camión con cabina baja que Irizar e-Mobility fabricará en configuración 4×2 y 6×2, con MMA de 19 y 29 toneladas y una capacidad de carga que en el caso del vehículo de tres ejes se situará entre las nueve y las 16 toneladas.

Extensor de rango GNC

El vehículo es eléctrico, con baterías que entregan 120Kw/h. Pero además cuenta con lo que en Irizar e-Mobility califican como “un extensor de rango de GNC”, lo que hace que el camión pueda dar una respuesta satisfactoria a una actividad tan exigente y energéticamente intensa como es la recogida de RSU.

Tanto el vehículo como la carrocería son eléctricos y el camión funciona en modo eléctrico cuando recoge las basuras en el centro de las ciudades. Opera tres horas y media dentro de la urbe y posteriormente sale hacia las plantas de clasificación de residuos, situados en las afueras de las aglomeraciones urbanas. Es entonces cuando el vehículo comienza a utilizar GNC y mientras tanto las baterías van recargándose gracias al generador. Esta operación de traslado y descarga de los RSU suele llevar entre 30 y 60 minutos, tiempo “más que suficiente” para cargar las baterías que permiten volver a operar otras tres horas y media.

Las demostraciones del ieTruck ya comenzaron en 2019 y será en este 2020 que ahora comienza cuando la compañía empiece a hacer una preserie. Posteriormente, Irizar e-Mobility tiene previsto “hacer una transición hasta lo que será nuestro volumen de venta natural”. Una venta que, por cierto, se articulará a través de los distribuidores de Irizar e-Mobility, que serán los encargados de desplegar toda la actividad de venta y posventa del ieTruck.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *