Schmitz Cargobull entrega el primer conjunto de semirremolques EcoDuo en España

El conjunto EcoDuo de Schmitz Cargobull consiste en dos semirremolques estándar unidos mediante un Dolly.

Schmitz Cargobull ha entregado al operador logístico Lopezmar, ubicado en Guadalajara, el primer conjunto de semirremolques EcoDuo de lona S.CS, fabricado en la planta zaragozana de Figueruelas. El conjunto de semirremolques de lona de 33 metros de largo con equipamiento especial permite formar la combinación EcoDuo: dos semirremolques estándar unidos mediante un Dolly. El peso total del primer semirremolque es de 40 toneladas, mientras que el peso del segundo asciende a las 30 toneladas.

Javier Martínez Martín, propietario de la compañía Lopezmar de transporte frigorífico y carga general a nivel nacional e internacional, con más de 60 años de experiencia en el sector puntualiza «Somos la tercera generación de una empresa familiar con más de 160 empleados y como tal, nos hemos tenido que ir adaptando a los cambios. Integrar en nuestra flota de vehículos un semirremolque de lona EcoDuo de Schmitz Cargobull nos permite cubrir las necesidades actuales de nuestros clientes, reducir los costes en un 20% y contribuir a la reducción de emisiones de CO2. Con la adquisición completamos una flota de 131 vehículos destinados al retail y consumo».

Schmitz Cargobull aboga por introducir en toda Europa un concepto de transporte que alivie la presión sobre la infraestructura existente y cumpla las normas actuales del sector del transporte —especialmente en el transporte combinado— y sea ideal para el uso fuera de las ciudades.

Según Miguel Iglesias, director Comercial de Schmitz Cargobull Ibérica, «Como compañía que opera a nivel internacional, hemos sido fuertes impulsadores de los sistemas modulares. Llevamos más de dos años comercializando este tipo de conjuntos en los países escandinavos, con especial penetración en Suecia y Finlandia, donde ya hemos vendido unas 100 unidades. Es una solución clara que nos permite luchar contra el cambio climático, la presión en las carreteras y la escasez de conductores».

Comparte en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *