Sanz deja UNO tras lamentar que “ciertos personajes” impidan la integración asociativa

"Es una decisión personal, meditada y responsable, no responde a ningún calentón", asegura Sanz
«Es una decisión personal, meditada y responsable, no responde a ningún calentón», asegura Sanz

El presidente de UNO, Gonzalo Sanz, dejará la presidencia de la patronal el próximo 27 de marzo, fecha en la que se reunirá la Junta Directiva y nombrará un nuevo presidente. “Es una decisión personal, meditada y responsable, no responde a ningún calentón”, aseguró ayer, 30 de enero, en un desayuno con la prensa.

Entre los candidatos a sustituirle se encuentran los actuales vicepresidentes, Fernando Rodríguez Sousa, vicepresidente de Relaciones Institucionales de Seur; Ian Silverton, director general de Fedex y Luis Marceñido, director general de FCC Logística.

Gonzalo Sanz recalcó que es una decisión personal y que no hay que perpetuarse en los cargos: “Hay que poner plazos para revitalizar las asociaciones y las empresas. Considero que este es el momento oportuno de dejar paso a otras personas que consoliden lo logrado. Llevo muchos años en el sector -he pasado por diferentes empresas y asociaciones- y no lo he abandonado hasta ahora. Los objetivos del reconocimiento de los operadores y la representatividad que nos habíamos planteado en Lógica y UNO se han conseguido. Y por fin hemos conseguido que el Gobierno hable de logística. Es un hito importante”.

«El 30% de cada euro destinado a formación se queda en el camino. El sistema es perverso y las luchas por la representatividad tienen detrás las ayudas para la formación”

Respecto al futuro, Gonzalo Sanz lo ve claro: “Hay que continuar trabajando por la integración de todas las asociaciones porque no es sostenible que haya tantas”. Asimismo, aseguró que le da pena “no haber logrado una mayor integración de las patronales. El personalismo y el protagonismo de algunos lo ha impedido. Hasta que no desaparezcan ciertos personajes no se conseguirá”.

También quiso destacar la formación como un tema estrella. “El dinero sale de los trabajadores y debe volver a ellos. Los criterios de reparto no están funcionando. Me atrevo a asegurar que el 30% de cada euro destinado a formación se queda en el camino. El sistema es perverso y las luchas por la representatividad tienen detrás las ayudas para la formación”.

Comparte en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *