Las transmisiones automáticas Allison revolucionan el transporte para la construcción

Los camiones para la construcción son un segmento en crecimiento para Allison.
Los camiones para la construcción son un segmento en crecimiento para Allison.

Las transmisiones automáticas Allison se han revelado como unos aliados imprescindibles para el exigente transporte que presta el servicio a la construcción. Así lo explican desde la propia compañía, que ponen como ejemplo para ratificar esta afirmación al transportista sueco Kenth-Göran Gustavsson, de Transportes Kentens AB, que tras adquirir unVolvo FE equipado con una grúa Hiab y una transmisión automática Allison de la Serie 3000TM “ya no termina cansado tras un largo día de trabajo al volante”.

El propio Gustavsson afirma que su trabajo diario, que consiste en el transporte de materiales de construcción, implica “hacer muchos viajes cortos con tráfico urbano denso y un montón de horas de trabajo con la grúa”. Antes de adquirir su nuevo vehículo equipado con la transmisión automática Allison, el transportista sueco concluía su jornada con “ dolor en la pierna” a causa de “pisar tanto el embrague”.

Tras hacerse con el nuevo camión, ese dolor “ha desaparecido completamente”, asegura Gustavsson, quien subraya que lo único que tiene que hacer ahora es “pulsar un botón y conducir”, un procedimiento elemental que “no puede ser más fácil y más cómodo”.

La satisfacción del transportista sueco es compartida por su gerente de ventas de Volvo, Nils-Olof Johansson de Borås Bil Lastvagnar AB, quien está encantado con recomprar los vehículos usados a Gustavsson, que “siempre están bien equipados y bien cuidados”. El responsable del concesionario asegura además que “este Volvo FE será aún más atractivo para el mercado de segunda mano gracias a la transmisión automática Allison que equipa”.

En opinión de Johansson, este tipo de camiones para la construcción, “fácilmente manejables en el tráfico de la ciudad, son un segmento en crecimiento para Allison ya que aportan unas importantes ventajas en cuanto al consumo de combustible”.

El orgulloso propietario del nuevo vehículo coincide con su proveedor: “los camiones equipados con Allison consumen menos combustible que los vehículos equipados con cajas manuales”, explica, para añadir que “los costes de mantenimiento también son muy razonables”, especialmente gracias al hecho de que con su nueva transmisión Allison ya no tiene que preocuparse “por repuestos de embrague ni por tiempos de inactividad imprevistos”.

Comparte en:

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *