«Dejar caer ahora a las empresas del transporte por carretera tendrá consecuencias desastrosas», advierte Ramón Valdivia, director general de Astic

No podemos consentirnos caer de nuevo en el ‘esperar y ver’ que caracterizó la acción de las Administraciones públicas en las semanas previas a la declaración del Estado de Alarma», señala el directivo de Astic.

«No podemos consentirnos caer de nuevo en el ‘esperar y ver’ que caracterizó la acción de las Administraciones públicas en las semanas previas a la declaración del estado de alarma, como ya advertimos en el mes de febrero; dejar caer ahora a las empresas del transporte por carretera tendrá consecuencias desastrosas cuando llegue el momento de remontar la actividad«, reflexiona Ramón Valdivia, director general de Astic, para añadir que «si no apoyan económicamente a estas empresas de inmediato, la factura que pagará la economía española será infinitamente más cara en términos de tiempo de recuperación».

En la situación actual, con una caída en el tráfico de mercancías por carretera que supera el 50%, desde esta asociación no dudan en pedir al Gobierno canales de financiación específicos que cubran en torno al 15% de su facturación anual, con el objeto de mantenerlas vivas y evitar su masivo cierre definitivo a corto plazo.

Y es que, consideran en Astic, los límites existentes para la financiación de empresas de este sector que ha dispuesto el Gobierno con fondos del Instituto de Crédito Oficial (ICO) se han fijado en 100.000 euros, «techo que ya es insuficiente para mantener con vida empresas que estén facturando más de un millón al año, como es el caso de las que realizan el grueso del transporte internacional español», señalan.

Las empresas de transporte por carretera actúan en base a un sistema financiero con flujos de caja muy tensos con transacciones financieras que se sostienen sobre un modelo de negocio muy dinámico, que en la actualidad se ha roto por el cese obligado de muchísimas actividades comerciales y productivas.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *