DB Schenker y Lufthansa Cargo lanzan una conexión de carga aérea neutra en CO2 entre Europa y China

El empleo de Combustibles de Aviación Sostenibles permite reducir la huella de CO2 drásticamente.

La colaboración reciente de DB Schenker y Lufthansa Cargo acaba de lanzar la primera conexión de vuelo de carga neutra en dióxido de carbono. Con el despegue de un Boeing 777F, ambas compañías iniciaron hace unos días una ruta de vuelo semanal entre Frankfurt y Shanghái que se cubre en su totalidad con Sustainable Aviation Fuel, SAF, esto implica un ahorro de alrededor de 174 toneladas métricas de queroseno convencional por semana.

El combustible de aviación sostenible, SAF, se produce principalmente a partir de residuos de biomasa, como aceites vegetales y de cocina ya utilizados. Así, cuando se quema en el motor, se libera la misma cantidad de dióxido de carbono que se eliminó durante el crecimiento original de las plantas. Además, los gases de efecto invernadero producidos durante la fabricación y el transporte del combustible se resarcen con proyectos de compensación sostenibles. Esto asegura que los vuelos sean completamente neutros.

El volumen semanal de SAF adquirido por DB Schenker y Lufthansa Cargo equivale a 174 toneladas métricas de queroseno, la cantidad aproximada necesaria para realizar la conexión con Shanghái y viceversa. Sin embargo, por razones técnicas y legales, actualmente no es posible alimentar una aeronave solamente con SAF. Por este motivo, el SAF se mezcla con queroseno convencional a través del sistema de repostaje del aeropuerto y es consumido proporcionalmente por todos los aviones rellenados posteriormente.

En total, se garantizará una neutralidad de gases de efecto invernadero equivalente a 20.250 toneladas métricas durante el programa de vuelos de verano de Lufthansa Cargo y DB Schenker. De esta proporción, alrededor de 16.200 toneladas métricas se evitarán por combustión directa en el motor.

Los clientes destinatarios e implicados en este programa de vuelos, incluye a Mercedes-Benz, ZF y Merck, entre otros, y podrán acreditar, a su vez, la reducción de su huella de carbono.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *