Schmitz Cargobull refuerza su servicio posventa para basculantes en España

A través de esta formación, la marca del elefante azul contará con más de 30 puntos de servicio posventa certificados y más de 95 técnicos cualificados.

Schmitz Cargobull ha llevado a cabo a lo largo del mes de octubre una actividad formativa destinada a la red de talleres autorizados por la marca y a toda su red comercial en España enfocada a los semirremolques basculantes S.KI, «con el objetivo de mejorar el servicio y la atención a sus clientes», explican desde la compañía.

La iniciativa ha tenido lugar a lo largo de tres jornadas en Burgos, Madrid y Barcelona y durante las mismas los servicios oficiales de la marca del elefante azul junto a toda su red comercial han estado inmersos en una formación enfocada a los semirremolques basculantes de acero y aluminio que el fabricante distribuye en España desde hace más de dos años. Con el objetivo de mejorar la atención a sus clientes y aumentar la capacidad de respuesta de los talleres, los formadores, desplazados desde Alemania, han hecho especial hincapié en determinados sistemas y en los aspectos más técnicos.

«Ha sido una formación que ha merecido mucho la pena, ya que hemos asistido diferentes talleres desde distintos puntos de España. Se han expuesto múltiples situaciones con las que nos encontramos cada día, resuelto las dudas con especialistas en la materia provenientes de Alemania, Francia y España, y nos hemos nutrido unos a
otros», comenta Yolanda Narro, gerente de Carrocerías Narro.

A través de esta formación, la marca del elefante azul contará con más de 30 puntos de servicio posventa certificados y más de 95 técnicos cualificados, para dar cobertura tanto en reparación como en mantenimiento de vehículos a los clientes que dispongan de un volquete Schmitz Cargobull.

Con una experiencia de más de 40 años, Schmitz Cargobull es el mayor fabricante de basculantes a nivel europeo, destacan desde la marca. Destinados al sector de la construcción, la agricultura, la minería, el reciclaje y la chatarra, los semirremolques basculantes S.KI, están disponibles tanto en acero como en aluminio, y son fabricados con los mejores componentes y materiales en Gotha (Alemania) desde el año 1992.

En relación con el servicio posventa de Schmitz Cargobull, el fabricante alemán recomienda utilizar siempre las piezas de repuesto originales «porque están sometidas regularmente a controles especiales para comprobar su seguridad y funcionamiento». De hecho, a través del portal Epos, sistema completamente digitalizado, el taller puede adquirir las piezas de repuesto en un plazo de 24 horas y la reposición del stock se hace de forma automática.

En relación con la gama de bañeras de Schmitz Cargobull, la empresa ha confeccionado este material audiovisual

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *