Julio Villaescusa alcanza la presidencia de la asociación europea UETR

Villaescusa (con corbata roja), accede al cargo para los próximos dos años.

Julio Villaescusa, presidente de Fenadismer, se ha convertido en el nuevo presidente de la la Unión Europea de Transportistas por Carretera (UETR) tras la celebración este lunes 4 de diciembre en Bruselas de la Asamblea General de esta organización continental, que en la actualidad agrupa a 17 asociaciones nacionales de transporte de los diferentes Estados miembros de la Unión Europea.

El dirigente español accede al cargo para los próximos dos años y lo hace en sustitución de la anterior presidenta, la alemana Dagmar Wascher. Julio Villaescusa ya fue designado para dicho cargo en el año 2014. De este modo, el presidente de Fenadismer ostentará a partir de ahora la representación de las más de 230.000 pequeñas y medianas empresas de transporte que conforman dicha organización europea ante las diferentes instituciones europeas.

Entre las prioridades del nuevo presidente de la UETR, Julio Villaescusa, focalizará su actuación en la defensa de los intereses de las pequeñas y medianas empresas en el mercado europeo del transporte por carretera y la lucha contra la competencia desleal en el sector, así como en la necesaria armonización a nivel europeo de los diferentes aspectos reglamentarios que regulan el sector y la reducción de la fiscalidad que soportan las empresas transportistas, explican desde Fenadismer.

Durante la Asamblea General se trataron además los asuntos de actualidad en el ámbito europeo, en especial, lo relativo al nuevo Paquete legislativo de movilidad promovido por la Comisión Europea el pasado mes de mayo y que se encuentra en trámite legislativo tanto en el Parlamento Europeo como en el Consejo, frente al que la UETR va a presentar sus observaciones a las diferentes modificaciones normativas que el Paquete de movilidad contempla, planteando la necesidad de facilitar la aplicación de la normativa europea, evitar la inseguridad para las empresas transportistas y garantizar una competencia equitativa entre ellas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *