El Gobierno búlgaro también pedirá a la Justicia europea que no entre en vigor el regreso a casa

El Gobierno de Bulgaria va a acudir al Tribunal de Justicia de la Unión Europea para que impida la entrada en vigor de algunas de las disposiciones del Paquete Movilidad, en concreto las reglas que obligan a los conductores de larga distancia a regresar a casa con sus vehículos a ciertos intervalos, así como la prohibición de que los conductores tomen sus períodos de descanso semanales en sus camiones, por considerar dichas «desequilibradas» y «discriminatorias» hacia las empresas de países situadas en la periferia de la Unión Europea, cuyos conductores tendrán además que regresar a casa cada tres o cuatro semanas. Bulgaria se suma así a la iniciativa ya anunciada por otros países como Lituania.

Para el Gobierno de Bulgaria, la obligación de que los vehículos tengan que regresar a los centros operativos de las empresas cada ocho semanas obligará a hacer «viajes largos y potencialmente dañinos para el medio ambiente», lo que ha motivado a los países de Europa del Este a solicitar a la Comisión europea a que realice una evaluación de impacto de los viajes innecesarios de miles de camiones vacíos por Europa, según ha reconocido por el propio Gobierno búlgaro.

Así las cosas, Fenadismer informa de que la Comisión Europea estaría preparando una Guía aclaratoria sobre cómo deben aplicarse los aspectos más controvertidos del nuevo Paquete de Movilidad, en lo relativo a la nueva regulación sobre tiempos de conducción y descanso y las nuevas reglas de acceso al mercado, en respuesta a las numerosas consultas planteadas por asociaciones, empresas e instituciones, la cual se hará pública en las próximas semanas.

Desde la organización que preside Julio Villaescusa no dejan pasar la ocasión de destacar la «connivencia» de la Comisaria europea de Transportes, Adina Valean, con los países del Este de Europa en su ofensiva contra buena parte de la regulación contenida en el Paquete de Movilidad.

Para los países del Este la aplicación del Paquete de Movilidad es crucial por la importancia que el sector del transporte ha alcanzado en estos países en los últimos años, tras su entrada en la Unión Europea entre 2004 y 2007. Así, por ejemplo, el volumen de negocios de la flota búlgara representó el 15% del PIB en Bulgaria,  el 13% en Lituania, o el 11% en Rumanía, mientras que el de las flotas alemana y francesa representó menos del 2 %, o en la española en torno al 5%.

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *