Aecoc avisa de una «conflictividad enorme» si se prohíbe que los conductores carguen y descarguen

El director general de Aecoc, José María Bonmatí, advierte de que la mayoría de cargadores no podría asumir la prohibición de la carga y descarga por parte de los conductores.

La posibilidad de un acuerdo entre cargadores y transportistas no se antoja ciertamente cercana tras escuchar las declaraciones de José María Bonmatí, director general de Aecoc, acerca de la demanda de los transportistas para prohibir por ley la carga y descarga por parte de los conductores.

Para Bonmatí, la medida «iría en el sentido contrario a lo que demanda el nuevo escenario, generaría un coste superior a los 2.000 millones de euros anuales y provocaría un nivel de conflictividad enorme por la dificultad que tiene la disposición de medios para facilitar su aplicación».

Esta petición de prohibir la carga y descarga por parte de los conductores «sería muy perjudicial para el sector», ha advertido el directivo de Aecoc, y además no podría ser asumida por la mayor parte de los operadores. «Tampoco sirve para liberar el necesario tiempo de presencia del conductor y no le permite prestar un servicio que le permitiría rentabilizar ese tiempo», considera Bonmatí.

En cualquier caso, ha añadido, la Ley de Contrato de Transporte actual «permite que a través del acuerdo pueda realizarse y remunerarse ese servicio de carga y descarga, y no dejar al acuerdo entre las partes esta cuestión va en la dirección contraria a la hora de dotar de mayor flexibilidad y competitividad a la cadena de suministro».

Comparte en:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *